¿Has decidido opositar recientemente o no has conseguido aprobar una oposición?

Sabemos perfectamente que aprobar una oposición no es sencillo, requiere un montón de horas de estudio y dedicación. Pero lo importante es no desanimarse.

Para ayudarte con esto, hoy te traemos una serie de consejos que te ayudarán a conseguir tu objetivo: Conseguir el puesto de funcionario que tanto deseas.

10 consejos imprescindibles para aprobar una oposición

1| Mentalízate

Aprobar una oposición es un reto. Normalmente se compara la preparación de oposiciones con la preparación que realiza un deportista de élite. Alcanzar tu objetivo debe ser tu máxima prioridad. Y en ocasiones eso significa la renuncia temporal de otras cosas (viajar de forma habitual, practicar intensivamente tu deporte favorito o disfrutar de ocio máximo cada fin de semana…), debes estar dispuesto a renunciar a cosas. Una vez hayas conseguido aprobar una oposición ya te podrás dedicar a todo ello.

Opositor mentalizándose para aprobar el examen

2| Busca apoyo

Habla con tu entorno (ya sea la familia o amigos.) Debes transmitir lo importante que es para ti aprobar una oposición. Es importante que te entiendan y te animen. Si eres un crack puedes pedir que te liberen temporalmente de algunas obligaciones domésticas y que no te presionen constantemente para salir. Que sean ellos quien lo hagan por ti.

02_Busca apoyo

3| Planifica

No improvises nunca. Para conseguir el objetivo de aprobar una oposición todo debe estar planificado. Con ayuda de un calendario, decide qué temas vas a estudiar, en qué orden y cuándo. La mayoría de los expertos aconsejan empezar por los de dificultad media, continuar con los más difíciles y acabar con los fáciles. En Opolex planificamos tu estudio desde el día en que te matriculas hasta la fecha de examen. Prueba nuestra plataforma de Opolex gratis durante 4 días y compruébalo por ti mismo.

04_Esquema

4| Haz esquemas

Para estudiar es imprescindible hacer esquemas. Con esquemas y resúmenes de apoyo puedes aprobar una oposición. Aborda cada tema varias veces y con distintos enfoques. Os recomendamos este artículo sobre técnicas de estudio para opositores que os ayudará a saber cómo realizar esquemas y resúmenes.

03_Planifica

5| La constancia

Siempre decimos que una oposición es una carrera de fondo. No sirve de nada pegarse una paliza a estudiar durante dos o tres días, si después vas a cansarte y a dejarlo durante una semana. Esto está muy relacionado con la planificación. Ponte un horario realista y cúmplelo. Entre 6 y 8 horas diarias serán suficientes para una oposición de categoría B. Las oposiciones de categoría A pueden exigir una dedicación mayor, de unas 50 horas semanales. El ritmo de estudio se debe ir incrementando en función de la fecha del examen. Se debe ser muy estricto. Si quieres aprobar una oposición no te puedes saltar ninguno de los días de estudio programados.

05_Constancia

6| Descansa

El descanso es uno de los aspectos más importantes para preparar una oposición con éxito. Una cosa es renunciar a las actividades que más te distraen y otra muy distinta eliminar el ocio por completo. Para rendir bien, necesitas reservar algo de tiempo para ti. Asegúrate de dormir al menos entre 7 y 8 horas cada noche, tómate 10 minutos de descanso cada par de horas y dedica algo de tiempo cada día a algo que te guste.


Opositor descansando después de estudiar

7| Si es necesario, recurre a profesionales

Una academia o un buen preparador particular te ayudarán a resolver dudas, a marcarte un buen ritmo de estudio y a evaluar tus conocimientos. Además, su experiencia formando opositores les convierte también en un buen apoyo moral. A menudo te comprenderán mejor que tu propia familia. En Opolex te llevamos de la mano a lo largo de tu preparación. Nuestros preparadores (funcionarios) tienen una experiencia de más de 30 años preparando oposiciones.


Opositor con dudas sobre su preparación

8| Visita el lugar del examen

No hay nada más estresante que enfrentarse a lo desconocido. Evíta esa angustia innecesaria visitando el lugar del examen con varios días, incluso semanas de antelación. Sabrás de antemano dónde está todo: el aula, los lavabos, el punto de información… Y lo que es más importante, cuando llegue el día clave sentirás que dominas la situación. Una estrategia imprescindible si quieres ganar en tranquilidad. Tendrás muchos menos nervios y más posibilidades de éxito en tu objetivo de aprobar una oposición.


Opositor acudiendo al lugar de su examen

9| Las últimas 24 horas, jornada sabática

Si dedicas el último día a repasar, solamente lograrás ponerte más nervioso. En lugar de eso, prepara la documentación que necesitarás al día siguiente (DNI, resguardo del pago de tasas, varios bolígrafos y lápices, un tentempié…) y  déjala en un lugar visible, junto a la puerta de entrada de casa. El resto del tiempo, pásalo haciendo alguna actividad tranquila: pasear, leer, jugar al ordenador… Imagina que eres un deportista concentrado en un hotel antes de una final: ya has entrenado duro durante meses, ahora preocúpate de estar descansado y en forma. Desconecta totalmente.

Opositor descansando antes de examinarse

10| No te rindas nunca

Mantén siempre una actitud positiva. Si te has embarcado en esto es porque puedes conseguirlo: no dejes que nada afecte a tu autoestima. Si te invaden pensamientos negativos, del tipo “no lo lograré”, “hay pocas plazas”, “los demás sabrán más que yo”, recuérdate a ti mismo cuáles son tus puntos fuertes. No dudes nunca de tu capacidad: tarde o temprano, el esfuerzo habrá valido la pena.

Prueba Opolex gratis durante 4 días y sin compromiso